Soporte taller bicicleta

Hace muchos años, cualquier bicicleta tenía un caballete. Sí, aún hay algunas que lo tienen, pero es difícil ver una que lo monte sin ser de paseo; cualquier bici de ruta o de montaña vienen sin caballete, lo que nos obliga a buscar un soporte si queremos guardarlas sin peligro de que se caigan. Por otra parte, también hay otro tipo de soporte, uno muy diferente que vemos en los talleres de bicis. Estamos hablando del soporte de taller para bici y en este artículo vamos a hablarte de ellos.

Mejores soportes de taller para bicicleta

El mejor Ultrasport... Ultrasport... 4.208 opiniones 46,99 €
Calidad Precio amzdeal Soporte Caballete... amzdeal Soporte Caballete... 476 opiniones 49,99 €
Nuestra favorita SONGMICS Soporte para... SONGMICS Soporte para... 584 opiniones 41,49 €
Eufab 16414 - Caballete... Eufab 16414 - Caballete... 2.005 opiniones 59,02 €
Monzana Soporte para... Monzana Soporte para... 17 opiniones 41,95 €
SONGMICS Soporte de... SONGMICS Soporte de... 250 opiniones 45,99 €
4.208 opiniones
476 opiniones
584 opiniones
2.005 opiniones
17 opiniones
250 opiniones
46,99 €
49,99 €
41,49 €
59,02 €
41,95 €
45,99 €

Ultrasport Caballete para bicicleta

Esta propuesta de Ultrasport es perfecta para los que queremos hacer reparaciones en nuestra casa. Lo es porque es fácil de montar y desmontar, lo que incluye que se pliega de forma rápida y compacta tras su uso, por lo que podremos guardar el soporte en cualquier parte. Además, la estructura de cuatro patas aseguran estabilidad durante la reparación de la bici y permiten ser atornilladas en el sueño, lo que añadirá aún más estabilidad.

Este soporte vale para todo tipo de bicis de hasta 30kg, entre las que tenemos las de ruta, de trekking, de paseo o cualquiera que sea la modalidad que practiquemos. Si te preocupa la integridad del cuadro, el agarre de cierre rápido está diseñado para que no dañe la pintura. Más aún, en la parte inferior del brazo principal han añadido una bandeja para dejar las herramientas, por lo que es un soporte sencillo de usar que ofrece todo lo que podamos necesitar.

dibea BR00445

El soporte dibea BR00445 soporta bicis de todo tipo de hasta 30kg. Está construido en una estructura estable en la que podremos sujetar también bicicletas eléctricas o e-bikes, que suelen ser más pesadas y con algunas barras más gordas.

El soporte giratorio de 360º nos permitirá acceder a todos los componentes de la bicicleta desde cualquier ángulo, lo que nos asegura que reparar nuestros vehículos no motorizados de dos ruedas será siempre un trabajo cómodo. En cuanto a la comodidad también tiene algo que decir su altura regulable que se puede ajustar desde los 100cm a los 150cm. En la parte inferior del brazo central cuenta con la típica bandeja para que podamos dejar las herramientas necesarias durante la tarea de reparación

Tacx T3075

Este T3075 de Tacx es un soporte tipo banco. Son menos comunes, pero no dejan de ser una opción interesante. A diferencia de los soportes con un brazo con una mordaza, estos bancos nos obligarán a montar la bici en el banco pero, una vez montada, pocas opciones hay tan estables y cómodas.

Como no podía ser de otra manera en todo tipo de soporte para bicicletas que se precien, este banco también contiene una bandeja en la que podremos poner todas las herramientas necesarias para la reparación que planeemos realizar.

Relaxdays – Soporte Caballete Plegable para Bicicletas

Este soporte para bicicletas de Relaxdays es una buena opción, sobre todo para los mecánicos más altos o para los que necesiten ver perfectamente bien la parte inferior de las bicis. Esto lo menciono porque la altura regulable tiene un punto mínimo normal de 105cm, pero podemos subir esa distancia hasta nada menos que 190cm. Teniendo en cuenta que la altura media masculina es de 178 en España, hay que reconocer que este soporte es realmente alto.

El soporte puede cargar bicicletas de hasta 30kg y nos asegura que podremos colgar bicis de todo tipo, independientemente de la modalidad del vehículo.

Bicisupport Pie Montaje Regulable 100

Este banco de Bicisupport recuerda más a una bancada para coches que a un soporte para bicicletas. Su punto más flojo es que necesitaremos montar la bici antes de ponernos a trabajar sobre ella, pero su altura y diseño nos ofrecerán la mayor de las estabilidades.

Por su precio y complejidad, no podemos decir que esté indicado para los mecánicos ocasionales, sino para aquellos que sean profesionales o suelan reparar sus bicicletas y las de sus amigos y familiares. Eso sí, no echaremos nada de menos si elegimos este banco.

Tipos de soportes de taller

Soporte de taller para bici

Aunque tienen sus similitudes, hay diferentes tipos de soportes de taller para bicicleta:

  • Soportes de mordaza. Son soportes que sujetan la bici por la tija del sillín, el tubo del asiento o cualquier otro tubo del cuadro con una pinza que hace una presión que podemos ajustar. Como punto negativo tenemos que la pinza puede pelar la pintura de donde la agarremos.
  • Soportes estilo Euro. Estos soportes sostienen la bici en el soporte inferior y en la puntera delantera o trasera de la bici. Nos permiten trabajar a ambos lados de la bici, por lo que acceder a todos sus componentes será muy fácil. Está más indicado para bicis sin ejes pasantes (thru axle).
  • Bancos o pies de montaje. Estos soportes recuerdan un poco a algunas plataformas que vemos en los talleres de coches. En estos soportes montamos la bici desmontando la rueda delantera y montamos la horquilla delantera en un soporte especial.
  • Potros de taller portátiles y fijos. Los potros son una opción que suele ser más ligera y barata que los soportes de servicio pesados, pueden plegarse para almacenarlos y hay modelos que incluyen un estuche para transportarlo, siempre y cuando elijamos un potro portátil.

Cómo colocar la bici

Soporte de taller para bici

Colocar la bici en un soporte de taller dependerá un poco de la bici, el soporte y la reparación que queramos realizar. En muchos casos, podremos ajustar el brazo de sujeción en la barra del asiento, pero también es probable que queramos algo más de espacio en la parte delantera y la sujetemos por la tija del sillín. Por otra parte, también hay disponibles bancos o pies de montaje, donde colocar la bici es más parecido a cómo se hace en una bancada de un taller de coches: ajustamos los puntos de sujeción para que coincidan con ciertas partes de la bici y la acoplamos. Sin lugar a dudas, lo mejor para saber cómo colocar la bici en nuestro soporte de taller es mirar en las instrucciones.

De hecho, hay dos cosas más importantes que tenemos que tener en cuenta: tenemos que poner la bici a una altura y en una posición que nos permita trabajar con comodidad y asegurarnos de que queda fija o, de lo contrario, podría caerse y provocar una avería en vez de repararla. También hay que fijarse en una tercera cosa: que la zona en donde vamos a poner el brazo no sufre desgaste, para lo que puede ser buena idea añadir un trapo si el soporte que hemos comprado no tiene la pinza de sujeción muy suave.

¿Es buena idea comprar un soporte de taller para bici?

El nombre lo explica: «soporte de taller». Con esto quiero decir que no merece la pena si no pretendemos realizar tareas de reparación en nuestra casa o garaje. La cosa ya cambia, y mucho, si vamos a reparar nuestra bici nosotros mismos en diferentes ocasiones. Un soporte de taller para bici nos va a permitir tenerla en alto, lo que nos permitirá acceder a todas sus partes, puntos y componentes de la manera más cómoda. Además, nos permitirá mover los pedales para comprobar la cadena, sistema de freno trasero, piños, etc, sin que nadie nos ayude.

Ahora bien: si lo único que queremos hacer son tareas de mantenimiento como los de mover la rueda trasera, en mi opinión no es necesario un soporte de taller para bici. Hay otros soportes que nos sirven para guardar o «aparcar» la bici en los que la dejamos con la rueda trasera en alto, lo que nos permitirá eso de moverla para engrasar la cadena o comprobar como rueda. En definitiva, un soporte de taller sólo está indicado para aquellas personas que van a realizar todo tipo de reparaciones a su bici, pero no para aquellos que sólo quieren poder mover la rueda trasera o sencillamente «aparcarla» o guardarla.

Diferencias entre soporte de taller y soporte para guardar la bici

Soporte para aparcar la bici
Soporte para guardar la bici, no para repararla

Si nunca habéis visto un soporte de taller y sois sibaritas, a lo mejor estáis pensando que es la mejor opción para todo, pero os equivocaríais. Un soporte de taller y uno para guardar la bici tienen poco que ver: el primero suele ser una especie de brazo o sistema en el que colgamos la bici a cierta altura para poder trabajar en sus reparaciones, mientras que el segundo está disponible en muchas versiones, pero todas tienen que ver con guardarla, lo que no suele traducirse en estabilidad ni una buena posición para trabajar en ellas. Además, dejar la bici en los últimos es cuestión de segundos, mientras que en los primeros tendremos que perder cierto tiempo.

Entre los soportes para guardar la bici tenemos algunos como los que vemos en las tiendas que se ponen en el eje de la rueda, otros en los que apoyamos la rueda delantera similares a los que hay en parques e incluso algunos que nos permitirán colgarlas de la pared o el techo, pero rara vez nos permitirán reparar la bici más allá de aquellos en los que apoyamos la parte trasera del cuadro y la rueda posterior queda algo levantada, lo que nos permitirá realizar pocas reparaciones y no en la mejor posición.

Deja un comentario

*

*

  1. Responsable de los datos: AB Internet
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.